Ibercaja saca al mercado la hipoteca vamos

IberCaja es una entidad financiera que está apostando por ofrecerle a sus clientes unas condiciones financieras exquisitas para conseguir un producto tan demandado como es una hipoteca. Esta es la principal razón por la que existe esta nueva hipoteca llamada Vamos de IberCaja, como una solución a las demandas de muchos de sus clientes.

En qué consiste la hipoteca Vamos de IberCaja

Esta hipoteca está teniendo una gran aceptación ya que, desde un inicio, la entidad financiera será la responsable de asumir los gastos que se generan por la tasación de nuestra futura vivienda, los gastos de notaría y gestoría. También pagarán el registro de nuestra nueva propiedad y eliminarán la comisión por apertura, flexibilizando al máximo las condiciones.

Estamos hablando de una hipoteca con un tipo interés variable, por lo que tenemos que tener presente que tendremos un determinado interés durante la primera etapa de la hipoteca (que suele ser el primer año) y que es aumentado durante el resto de la hipoteca.

Aunque también tendremos la opción de contratar una hipoteca mixta o de interés fijo dentro del catálogo de las hipotecas Vamos de IberCaja. Y todo esto sin tener que domiciliar nuestra nómina en IberCaja, lo que facilita la aprobación de nuestra solicitud.

Todo esto es gracias a que IberCaja tiene en cuenta los ingresos que tengamos y su fuente así como la titularidad de otros productos de ahorro o inversión así como si tenemos un fiador para aprobar nuestra solicitud.

Qué tipo de interés nos ofrece la hipoteca Vamos de IberCaja

Como hemos comentado, se trata de una hipoteca que puede tener cualquiera de las modalidades que podemos encontrar en otras entidades financieras pero con unas condiciones inmejorables. La hipoteca variable es la más contratada y la más solicitada por parte de los clientes de IberCaja.

En cuanto a los intereses de esta hipoteca variable, los intereses se calculan en función del diferencial que se obtiene al tener en cuenta el importe de la tasación de nuestra futura vivienda así como de la vinculación del cliente. Nos ofrece  un Euribor del +0,80% convirtiéndose en un 1,99% de interés durante el primer año de nuestra hipoteca.

Para el resto de tipos de hipotecas, los intereses se calculan como hemos explicado con anterioridad. En el caso de la hipoteca fija pagaremos siempre la misma cuota, mientras que con la hipoteca mixta, tendremos una etapa de hipoteca con un interés fijo y otra etapa variable.

Otras hipotecas de IberCaja

También tenemos acceso a otro grupo de hipotecas llamadas “Fácil”, donde sólo tenemos como condición indispensable la domiciliación de haberes pudiendo contratar aquella hipoteca con condiciones de financiación del mercado y adaptada a nuestras necesidades.

En estas hipotecas también se encargará IberCaja de pagar todos los gastos creados por la tasación, notaría, registro, gestoría e incluso por la apertura de nuestra hipoteca. No hace falta que contratemos una hipoteca de un tipo específico para disfrutar de estas ventajas, IberCaja lo ofrece para todas y cada una de las hipotecas Vamos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.